Archivo del sitio

El patrono del telégrafo, teléfono, radio y televisión.

REFLEXIONES ENTORNO A LA CELEBRACION DE LA JORNADA MUNDIAL DE LAS COMUNICACIONES 2012

El Papa Pio XII en su encíclica MIRANDA PRORSUS -escrita en 1963- recordaba al pueblo cristiano que en uso de su autoridad apostólica nombró al Arcángel San Gabriel “…que ha traído al género humano…el tan deseado anuncio de la redención” como patrono del telégrafo, teléfono, radio y televisión.

Nuestro intento con ello…” ha dicho en la encíclica “…ha sido hacer caer en la cuenta de la nobleza de su vocación a cuantos tienen en su s manos los benéficos instrumentos que permiten difundir en el mundo los grandes tesoros de Dios, como buenas semillas destinadas a producir el fruto de la verdad y del bien.” (Miranda Porsus, numeral 26)

Es decir que el Papa Pio XII le ha dado un valor destacadísimo a quien se le encomendó la tarea fabulosa de llevar el mensaje a la Virgen María. Ni más ni menos. Fabulosa tarea. Llevar el mensaje a la humanidad del “tan deseado anuncio de la redención”.

No cabe duda que el Mensajero asignado cumplió de maravilla su encargo, pues sin titubeos se presentó con la joven María a darle la noticia. Una noticia que trasciende el momento histórico concreto en el que se realizó.

En términos comunicacionales ese mensaje tan importante recibió una respuesta aún mas trascendente: El “Si” de la Virgen María. Ahí en esa respuesta se completa el círculo de la comunicación.

Ese “Si” es el “feedback” mas importante que ha dado un ser humano a su Creador. Y ahí estaba el mensajero cumpliendo “su noble misión” . Ahí estaba San Gabriel Arcángel, el patrono de telégrafo, teléfono, radio y televisión.
Al leer el pasaje bíblico de la anunciación descubrimos, además, que este mensajero y la destinataria del mismo realizaron entre si, un diálogo enriquecedor. Dialogo esencial en la historia. Dialogo modelo de la comunicación.
Por ello, quienes teclean una computadora, dan clic a una cámara fotográfica, proyectan una imagen, envían un comunicado, “postean” una nota, conducen un programa, entrevistan a un personaje, etc,  valdría la pena que tuvieran en mente a este, nuestro Patrono.
Ojalá y nuestros mensajes sigan el ejemplo de la alegría y la esperanza que “La Anunciación” hecha por el Arcángel a María trajo a la humanidad.
El Papa Pio XII lo entendió perfectamente y por ello nos los propone como modelo.

A nueve días de la celebración de la Jornada Mundial de la Comunicación vale la pena recordarlo.

Anuncios

“A pocos clics del Porno y del Evangelio”

Reflexiones rumbo a la 43 Jornada Mundial de las Comunicaciones Sociales*

Foto de Catholic.net

El avance tecnológico de nuestros días nos pone tan cerca y tan lejos de lo positivo y negativo como nunca antes. Tan cerca del porno como del evangelio. En su propia computadora o laptop.
Usted mismo lo puede comprobar. Desde su página de facebook sólo hace falta poner en el buscador la palabra Playboy y en menos de dos clic´s aparecerán ante usted imágenes y videos del canal de Televisión de esta conocida “marca” del voyerismo, tanto  masculino, femenino y sus  combinaciones. De igual modo a sólo unos clics, si usted anota la palabra Vaticano podrá encontrar links que le llevan a la página de la Santa Sede.
Es decir en un mismo sitio hay hierba buena y hierba mala. La cizaña con la hierba buena. Hace falta que reflexionemos, hace falta que nos pongamos a pensar en este asunto para librarnos de la hierba mala y encontrar la buena.
Así pues a un clic de distancia encontrará valores y virtudes, vicios y errores. Conviven juntos.
Ya en el lejano 1957 el Papa Pio XII lo señalaba en el numeral 27 de su encíclica Miranda Prorsus: “Considerando la finalidad tan elevada y noble de los medios técnicos de difusión, nos preguntamos frecuentemente: ¿Cómo es que también sirven para el mal? Unde ergo habet zizania (Mt 13, 27)”
En el siguiente numeral anota: “Ciertamente, el mal moral no puede provenir de Dios, perfección absoluta, ni de la misma técnica, que es don suyo precioso, sino solamente del abuso que de ella hace el hombre, dotado de libertad, el cual, perpetrando y difundiendo a sabiendas tal abuso, se pone de parte del príncipe de las tinieblas y se hace enemigo de Dios: Inmicus homo hoc fecit (Mt 13,28)
Hoy a 55 años de distancia de esta magistral encíclica papal descubrimos el valor y actualidad de estas palabras. La cizaña nos dice está presente como lo señala la escritura  y en los medios de comunicación y el internet también. No es lo mejor cortarla, hay que esperar el tiempo justo para ello. Tiempo para cortarla y quemarla. Así en internet estamos a un clic del porno y del evangelio. Ahí está la cizaña. Hagamos que “nuestras hierbas” crezcan más y más robustas.

*Escrito por el STAFF de Voces Católicas.

Imagen: Catholic.net